Hemorragias durante el embarazo

alt

Por Guillermo Poli


Perdidas

Hemorragias durante el embarazo.


Cada tanto sucede, o si no sucede el temor esta prsente y la mirada en la ropa interior es siempre un sobresalto…el temor a la mancha roja o la mancha roja amenazan nuestra calma!

Es necesario asustarse?

Qué deberíamos hacer si sucede?

alt

Me asusto o no me asusto¡?


ABSOLUTAMENTE TODAS las pérdidas de sangre durante la gestación, a cualquier altura de la misma, SON MOTIVO DE CONSULTA A LA BREVEDAD POSIBLE.

Tener en cuenta que 1 de cada 5 mujeres puede presentar un sangrado durante el embarazo.

NINGUN EJERCICIO FÍSICO NORMAL PROVOCA LA PÉRDIDA DE UN EMBARAZO

LA SANGRE QUE SE VE Y SE PIERDE ES MATERNA SALVO EN LAS PATOLOGÍAS DEL 3º TRIMESTRE.


Comúnmente llamados pérdidas

Tema muy amplio ya que se pueden producir por muchísimas causas y prácticamente en cualquier momento del embarazo con diferentes implicancias.


Qué son “las pérdidas”?

Cualquier tipo de sangrado por vagina, durante el embarazo.

Tené en cuenta que 1 de cada 5 mujeres puede presentar un sangrado durante el embarazo.

Obviamente hay diferentes grados de cantidad y calidad de sangrado, y no significan lo mismo las perdidas en el 1º, 2º o 3º trimestre ó durante el post parto.

Una forma fácil de explicarlas es dividirlas por trimestres y tratar de conocer por qué se producen, dándole así la importancia correcta a cada una.


ABSOLUTAMENTE TODAS SON MOTIVO DE CONSULTA A LA BREVEDAD POSIBLE.

NINGUNA ES NORMAL.


Primer trimestre.

Las hemorragias más tempranas durante el embarazo son parte de lo que se denomina “AMENAZA DE ABORTO”.

Y básicamente se diferencian por la etiología, o sea su CAUSA.

Algunas se producen durante la implantación de la placenta en el útero.

Normalmente se puede confundir con el principio de la menstruación, sobre todo si uno no tiene diagnóstico de embarazo aún.

Por lo general es sangre amarronada en escasa cantidad, de comienzo lento y que dura 24 a 48 hs. Sin dolor, este sangrado, SEDE EN FORMA ESPONTANEA.

A , o sale en su totalidad por el cuello uterino y se acumula dentro de la cavidad uterina. Formando así un HEMATOMA o colección de sangre entre la pared del útero y la bolsa.

No esta en contacto con el BB .

Esto pasa cuando el sangrado es algo más abundante, a veces es sangre roja, lo que nos da a entender que está saliendo en ese momento y puede causar dolor leve.

Requiere tratamiento, y el diagnóstico es ecográfico. Si bien el pronóstico es muy bueno, los hematomas deben ser reabsorbidos por el cuerpo y eso lleva su tiempo. Hasta 10 o 12 semanas. Incluso al principio pueden ser más grandes que el bebé.

Es difícil hacer el diagnóstico exacto, por lo que en general se la trata siempre, tiene un excelente pronóstico, y el embarazo suele continuar normalmente, una vez superado el cuadro.


Otro tipo de hemorragia que se debe tener en cuenta es la que se relaciona con la pérdida de un embarazo. ABORTO ESPONTANEO.

Esta si bien el síntoma es semejante, tiene una causa completamente diferente, en este caso puede ser una célula que se arma con las instrucciones incorrectas, que no alcanzan para hacer una persona viable en el 90 % de los casos, y que no tiene forma de llegar a buen puerto. Cosa que parece hoy más frecuente que hace algunos años.

Esto ocurre porque actualmente se realiza un diagnóstico precoz de embrazo, tasa 20 % aproximadamente de abortos espontáneos en las primeras semanas de gestación, por lo que parece que en la actualidad hubiera más abortos…

Este tipo de sangrado se produce por el desprendimiento de la placenta SIN VIDA. Y suele ser provocado por ejercicio, relaciones o traumatismos.

Es importante destacar que NINGUN EJERCICIO FÍSICO NORMAL PROVOCA LA PÉRDIDA DE UN EMBARAZO que se presente con normalidad.

Si sucede se realiza con cuidado un diagnóstico, un legrado, si es necesario y se esperan nuevos períodos.

Y luego se ayuda a los padres a superar ese triste momento con la mejor contención posible. Si se puede, cosa que habitualmente no es posible, tratar de averiguar la causa de la pérdida. Ya que a veces se puede prevenir y otras el saberla brinda un poco de tranquilidad con respecto a futuros embarazos.


Otra causa de sangrado en el primer trimestre es el embarazo ectópico.

El mismo es amarronado, se observa una ecografía sin saco. Sub-unidad B de ascenso lento, y se detecta una formación en la trompa , se realiza una CIRUGÍA Laparoscopia y técnicas conservadoras.

Otra es una malformación placentaria llamada MOLA Hidatiforme o embarazo molar cuadro poco frecuente 1 caso en 2000.


Cómo se trata una hemorragia?

Reposo mental físico y sexual.

Medicación adecuada Antiespasmódicos, progesterona siempre sabiendo que no hay forma de retener un embarazo que no tiene todas las instrucciones correctas, o sea que no es compatible con el desarrollo y la vida.


Segundo y tercer trimestre

Una causa muy común de pequeñas pérdidas de sangre durante todo el embarazo, pero más en el 2º y 3º trimestre, son las relaciones sexuales.

Por los cambios propios de la gestación en el cuello del útero, puede suceder un muy leve sangrado inmediatamente después o al día siguiente de una relación sexual.

También es motivo de consulta y sobre todo si es reiterado.

Mientras sea un MUY LEVE sangrado marrón , no reviste importancia.

A veces se puede medicar con óvulos.


Durante el 2º trimestre no debería haber sangrado vaginal aparte de este, o sea que si pasa consultar urgente.


En el 3º trimestre hay sólo dos causas de metrorragia leves que son casi normales: la que se da luego de las relaciones sexuales, y la que sucede cuando esta comenzando el trabajo de parto.

Todas las demás son cuadros casi de urgencia obstétricas.

Las causas posibles: placenta previa o baja, desprendimiento de placenta, rotura uterina, rotura de vasa previa.


Conclusión

Un embarazo que cursa con normalidad y es controlado adecuadamente no está en riesgo ni aún cuando hay sangrado, siempre y cuando se diagnostique correctamente y a tiempo y se proceda a actuar con reposo o las indicaciones que nos dé el profesional.

Hacer una vida normal, tener sexo o practicar actividades físicas sin alto impacto y preferentemente para embarazadas, no pone en riesgo ninguna gestación, ni a la mamá, ni al bebé.



alt


Dr. Guillermo Poli

Médico especialista en Ginecología Obstetricia y Cirugía Translaparoscopica.UBA.
Se desempeña en el Instituto Argentino de Diagnostico y Tratamiento y en el Sanatorio Trinidad Palermo en consultorio.

Es coordinador medico en la empresa de criopreservacion de celulas madres CRIOCENTER.

Asesor de medios graficos, radiales y TV como Para Ti Mama, Mi Bebe.
Colabora con las madres que acompaña desde hace 20 anos a vivir el parto de una manera reconfortante, sin dolor y humanizada.

Contacto: Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

Le haremos llegar tus comentarios





EDITORIAL

NOTA DE TAPA SER Sustentable Por María Soledad Riestra

PAREJA Erotismo en casa Por Adriana Penerini

AFUERA DE LA PANZA Jugar con el bebé

PARA EL ALMA Palabras grávidas

ENTREVISTA Gabriela Arias Uriburu Por Adriana Penerini